Un elemento decorativo y básico de tu habitación Montessori. Un espejo Montessori que permita al bebe conocerse y explorar para seguir descubriendo el mundo que le rodea. Estos espejos a colocar en la habitación, suelen tener marco y se colocan en el suelo, como en los del ejemplo.

Por qué el espejo bebe Montessori

Se trata de un juguete muy interesante. En alguna ocasión lo hemos visto en la habitación y otras en la sala de juegos. De hecho, muchas guarderías disponen de espejos para que los niños y niñas puedan observarse.

Un espejo donde se puedan observar y ver el mundo desde una perspectiva diferente ayuda a los bebes a conocer de forma más ágil el mundo.

Provoca también que los juegos que realizan con sus juguetes tengan interacciones de forma distinta al poder observarse como un tercero sobre si mismos. Especialmente curioso verles jugar con otros juguetes teniendo el espejo puesto que de vez en cuando se observan, como si estuviera otro niño o niña en la habitación.

Detalles para usar el espejo

Uno de los principales factores sobre el espejo, es que este ha de estar a la altura del bebé, es decir, a ras de suelo para que se pueda observar. Esto sucede especialmente hasta cumplir los 2 años de edad. Luego, ya los niños y niñas se identificarán en el espejo y entenderán mejor su propio comportamiento.

La característica principal, del espejo a seleccionar, es que sea muy largo para que ocupe la mayor parte de la pared. Una idea es ponerlo junto a la cama, de forma que el bebé se pueda ver mientras está en la cama, pero a nosotros nos resulta un poco peligroso, puesto que cuando duermen pueden golpearlo, empujarlo y si se cae puede haber tragedia.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This div height required for enabling the sticky sidebar